11 de febrero de 2010

impaciencia infinita

Soy de los que prefiero reconocer un error más tarde a los que prefieren esperar ver si la cosa cambia, eso de la procesión va por dentro, no va tanto conmigo; entonces, después de mi descargo sobre las rotaciones (en el post anterior) tendría que caer algo ahora sobre el rendimiento del equipo, rendimiento, que a decir verdad, no sorprende tanto; este equipo que no quedó noveno en el torneo anterior, tiene cada vez más huecos por todos lados, y hay que ser realistas, no creo que se solucionen de la noche a la mañana o con una charla técnica en vestuario. Los torneos ya empezaron y no hay más que un refuerzo, Castillejos, y las promesas de siempre, y tampoco alcanza. Ahora todos cuestionamos a todos, y algunos, iluminados, filosofos de la confusión, piden que perdonemos errores del pasado. La solución no está en banco de suplentes, ni en las inferiores, hoy falla algo más y el tiempo ya no se puede volver atrás (mejor dicho, nunca se pudo volver atrás). habrá que modificar algo en la actitud de los jugadores, recurrir más a la experiencia, otra falencia importante en este plantel, y sacar algo de dónde en papariencia no hay.
No sé, reflexiono a la distancia.
Quizás en las noches como la del martes, cuando me toca acostarme a las 4 de la madrugada, escasas tres horas antes de que suene el despertador, con un 0-2 en la retina y una bronca monumental, desearía que todo quede así y que llegue junio, el mundial y el libro de pases otra vez, pero algo que tampoco podemos hacer es adelantar el tiempo, al menos, nos queda la espera, pero esta siempre tiene consecuencias...

4 comentarios:

el 18 dijo...

demasiada filosofia, lo que hace falta ahora es un buen apriete a los jugadores.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

estoy de acuerdo con que se necesita algo mas que filosofia.

R.

Luis R. dijo...

Creo que paso el momento de quejarse por las goleadas en contra; que los partidos los pierde el equipo; que Zubeldia no puede estar mas; etc; etc..etc...
Esta pasando algo muy grave: no hay reaccion de los dirigentes: la parte mas importante del club, la que genera los mayores ingresos: el futbol, està a la deriva.
Los hinchas pueden ser todo lo calentones y emocionales que se quiera, pero de la dirigencia se espera mucho mas:1)cabeza fria 2)que tome decisiones 3)que evalue los resultados de las decisiones y finalmente 4) que realice acciones correctivas sobre la marcha para alcanzar los objetivos esperados.
Si esperan a que el problema se arregle solo, sera tarde.
Costo mucho que la institucion tenga el nivel que tiene: trabajo, esfuerzo, planificacion; y puede costar muy poco que empiece a desmoronarse: lo que se hizo desde adentro del club ahora necesita que se lo refuerce con gente de experiencia que aporte desde afuera enriqueciendo lo que hace la gente del club, asi se puede seguir creciendo, pero si seguimos mirando nuestro ombligo, nos va a pasar de todo.
Creo que alguien debe reaccionar, pero con la cabeza fria, para poder pensar, tomar decisiones, evaluar resultados y corregir.
(Todo esto lo expreso con la màs sana intencion y sin ninguna ironìa)
Luis R. Lago